domingo, 13 de febrero de 2011

Desespero..




¿Por qué no están

aquí tus manos


atando mi ira?

3 comentarios:

  1. quizá la respuesta la tenga la siguiente vida, donde te conoceré mejor.

    ResponderEliminar
  2. el amor no correspondido se vuelve una enfermedad unipersonal?

    ResponderEliminar